Vampyr: Nunca digas “de esta sangre no beberé”.

“Por la señal de la Santa Cruz, de nuestros enemigos, líbranos Señor Dios nuestro”

La escritora colombiana Carolina Andújar nos traslada a Europa del siglo XIX para remontarnos a una historia de amor, suspenso y misterio a la cual no le falta el ingrediente perfecto, la sangre, manjar eternamente perfecto para el paladar vampírico. La historia nos seduce desde el principio cuando la joven Martina Székely ve desde su habitación a nuestra antagonista, Susana Strossner, ingresar al internado y con una mirada enerva todos sus sentidos, sabiendo que las cosas jamás volverían a ser lo que solían ser. Martina sabe, de alguna manera, que la nueva compañera no era un ser humano comñun. La renovadora de la novela gótica, nos encierra en un paisaje siniestro donde la vida de nuestra protagonista colgará de un fino hilo en muchas oportunidades dejándonos en suspenso a cada oportunidad y llenándonos de esa sed que nos invade releer las primeras lineas, que no cesa hasta su final. Sus personajes llenan el oscuro cuadro de una suspicacia y vivacidad difícil de encontrar, estable siempre durante los dolorosos acontecimientos con los que está tiznada la historia, desatando el crudo pero comprensible, deseo de venganza.

No pasa mucho tiempo para que el internado tenga los suficientes ataques como para sospechar de la existencia de un merodeador, nuestro misterioso y encantador Almos, que sería el supuesto culpable de los sucesos. En el momento en que la protagonista recibe una carta con una Cruz Patriarcal con advertencias y consejos, el enlace romántico se activa, regalándonos un nuevo manojo de misterios que se desenlazan activamente a lo largo de la novela. Desde el Convento de Saint-Marie, bosques, castillos, runas, bares y hasta campamentos gitanos, la espléndida novela gótica de Andújar nos pasea increíble y majestuosamente por paisajes innumerables que se quedarán grabados por siempre en nuestro interior. Ansiosos con tratar de anticiparnos a la trama como siguiendo un clásico, nuestra autora nos sorprende cada vez, sorprendiéndonos, magnificando nuestro mundo vampírico, alejándolo de los eternos cliché.

Lo cautivante, enerfizante de la historia que nos conecta con los sentimientos de sus personajes y nos sumerge de la trama, empapa a nuestro adorado Vampyr como una obra <<No realizada por manos humanas>>.

“Anticipé el momento en que por fin sentiría el contacto de su boca férvida contra la curva de mi cuello, rindiéndome ante él. Estaba tan perdida en el momento que no hizo gran diferencia para mi que hubiera posado sus labios sobre los míos. Su presencia me dominaba por completo..”

Siempre Suya, Lynx Orionis.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s